Categories Menu

La revolución mexicana… los datos que no sabías acerca de éste momento histórico de México

El 20 de noviembre marca el aniversario de la Revolución Mexicana de 1910-1920. El partido creado a raíz de ese evento, el Partido Revolucionario Institucional (PRI), está en el poder hoy. Sin embargo, en los últimos años más de 60.000 personas han muerto y 25.000 han desaparecido gracias a la guerras de cárteles de drogas y gobierno federal, mientras que más de la mitad de la población vive en la pobreza.

La inversión extranjera se derrama en México para aprovechar que existen salarios inferiores a los de China, mientras que el país está controlado por un puñado de multimillonarios. Uno tiene que preguntarse: ¿Qué pasó entonces con la Revolución Mexicana? Cuales fueron las etapas de la revolucion mexicana que dieron origen a la historia actual del país? Vamos a averiguarlo:

La era de Porfirio Díaz

El dictador Porfirio Díaz, que gobernó México desde 1876 hasta 1910, fue la causa principal de la revolución. Él y su gabinete de ricos terratenientes y empresarios tomaron tierras de los campesinos y reprimieron violentamente cualquier disentimiento. También invitaron a capitalistas extranjeros de Estados Unidos, Gran Bretaña y Francia a invertir en minas, ferrocarriles, petróleo y agricultura hasta que las corporaciones extranjeras controlaran gran parte de la economía.

En 1906, el revolucionario anarquista Ricardo Flores Magón del Partido Liberal Mexicano organizó levantamientos armados acompañados de huelgas que estremecieron, pero no derrocaron la dictadura de Díaz. Cuatro años más tarde, Francisco I. Madero, rico patrón e industrial, fue candidato a presidente contra Díaz, pero terminó en la cárcel. Escapando, llamó a la gente a levantarse en la revolución el 20 de noviembre de 1910.

Madero representaba a la burguesía modernizadora de México, a los agricultores del norte y a los fabricantes influenciados por el capitalismo estadounidense, que tenían resentimientos con Díaz por acaparar el mercado. Cuando Madero llamó a la revolución, no sólo la clase empresarial mexicana, sino también las clases bajas, lo escucharon. La nación se levantó y expulsó a Díaz del país.

Elección democrática

En la primera elección democrática de México en 1911, Madero ganó la presidencia, pero su moderación y temporización no logró satisfacer a los campesinos y obreros, mientras que su sugerencia de reforma indignó a la antigua élite gobernante. Los conservadores mexicanos, lo derrocaron y asesinaron a Madero, poniendo a Victoriano Huerta en el poder en 1913. En una segunda ola de revolución, liderada por Venustiano Carranza, las fuerzas de Villa y Zapata fueron otra vez victoriosas y Huerta fue derribado.

La gran ironía de la revolución es que Carranza hizo una alianza con la Casa del Obrero Mundial para proporcionar tropas a cambio del reconocimiento de los sindicatos de trabajadores. Así que los trabajadores se fueron a luchar contra los campesinos y levantaron al capitalista modernizador al poder.

Sin embargo, Carranza no logró satisfacer a los trabajadores y campesinos con su nuevo gobierno, y pronto fue derrocado por el general Álvaro Obregón. Obregón y su sucesor Plutarco Elías Calles finalmente pudieron terminar la etapa violenta de la revolución en 1920 sobre la base de concesiones a los marginados de la sociedad.

¿Qué paso con la revolución?

La revolución se produjo por cuatro cuestiones fundamentales: las demandas de los campesinos por la tierra, las demandas de los trabajadores por los sindicatos, la demanda de educación de la sociedad y la demanda de la nación para controlar sus recursos naturales. La Constitución de 1917 respondió a todas estas cuestiones, pero no se tomaron medidas hasta 1934 cuando Lázaro Cárdenas se convirtió en presidente. Cárdenas llevó a cabo una masiva distribución de tierras, reconoció a los sindicatos y tomó y nacionalizó Standard Oil y Royal Dutch Shell en México. Se construyeron escuelas en todo el país. Así, se puede decir que la revolución fue finalmente lograda y cumplida en 1940, mejorando la vida de millones