Categories Menu

¿Ser una madre Vloggera? El negocio de madres e hijos en YouTube

Actualmente hay un auge de vloggers de belleza en Youtube, pero poco a poco vemos otro tema que inunda las recomendaciones de videos alrededor del mundo: hablamos de las familias que muestran su día a día a millones de seguidores que atentamente son testigos de la dinámica familiar; las madres vlogueras.

Probablemente nadie imaginó que llegaría el día de de mostrar nuestro lado más personal para hacerlo un negocio por internet. La figura de bebés, de madres a cargo de sus hijos y esposos que hacen retos familiares, se ha convertido en centro de la polémica ¿hasta qué punto es correcto que las vloggers muestren su intimidad, inicien en éste rubro a costa de presentar su día a día?

Para lograr la fama, no se necesita más que un smartphone, una computadora y también un poco de imaginación; eventualmente el golpe de suerte llegará y YouTube puede ser una buena plataforma para ser un influencer; algunos de ellos se apoyan en comprar reproducciones para que haya un impulso en el canal; pero ello solo será posible si deciden en abrir las puertas de su vida al público que está ávido de conocer cómo una familia se desarrolla.

Mamás influencers en YouTube

Varias mujeres han abierto su canal y podemos encontrar historias completamente diversas, varias de ellas simplemente utilizaban la plataforma para almacenar sus mejores momentos, pero otras – sobre todo en los último años- crearon el canal con el único fin del reconocimiento mediático, pago de patrocinios y apoyo de marcas comerciales. Pero, ¿cómo se convierte una mamá convencional en una estrella del Internet? ¿Podríamos decir que es un verdadero modelo de negocio?

Existen casos de mujeres que se encuentran lejos de sus países de origen y comienzan a mezclar su vida familiar con su experiencia de estar como extranjeras en otro país. Sus contenidos se convierten en dinámicos y de especial atención para los espectadores de YouTube.

Hay familias que son peculiares por alguna razón: son veganos, aman los tatuajes, tienen muchas mascotas, en fin… hay algo que distingue a los protagonistas de ese canal un “plus” que atrae la atención y es así como se convierten de una simple familia subiendo vídeos caseros a poco a poco una familia que se involucra completamente en edición y producción de contenido para un canal que a todas luces crece con miles de reproducciones, y suscriptores. Sin duda es un buen modelo de negocio.

Tener contenido variado, una parte que muestre la rutina familiar, pero también algunas cosas interesantes dentro de tu contexto, permite que el canal se convierta en atractivo para las visitas. Muchas mujeres optan por compartir recetas de cocina de lo que comerán ese día, algunos tips de educación y anécdotas divertidas asegurarán el éxito del canal que, seguramente siempre tendrá un público fiel dispuesto a seguir los vlogs que se presenten.